ENVIO GRATIS* DHL   3 AÑOS GARANTIA   646 384 326    Confianza Online

10 originales formas de sentarse.

03/03/2015
fuente: Elaboración propia

La silla es un objeto cotidiano presente en cada uno de los rincones del planeta. Las hay de todos los tipos: con respaldo y sin él, reclinadas, rectas, con brazos, con cuatro patas, con tres, dos y una. Las hay de una pieza o de varias. También las hay de casi cualquier material: madera, piedra, metal, plástico. Y en cuanto a su uso; se extiende desde el más cotidiano acto de sentarse a la mesa para comer o leer, pasando por su uso en el trabajo e incluso ceremonias religiosas.
Este objeto, con más de 2500 años de antigüedad, no solo ha sido un simple mueble cuya función se limitaba al reposo  (aunque hasta principios del siglo XX eran objetos exclusivos de la clase acomodada) sino que desde su invención ha sido usado como emblema de autoridad (como en el caso de los actos religiosos o de la realeza).
En la actualidad, además de ser utilizado como objeto del arte vanguardista y conceptual, como el del artista Joseph Kosuth en su destacada obra  Una y tres sillas, es un objeto en torno al cual se han volcado grandes dosis de creatividad.
El objetivo de este artículo es dar a conocer algunos de los diseños  de sillas más originales; desde los más clásicos y famosos hasta los más innovadores, creativos y vanguardistas.
 
1. Silla anti crisis
Como no podía ser de otra manera, hemos de comenzar con la tan manida crisis económica que nos azota (aunque bueno, según muchos políticos esta ya ha terminado). En este caso, la silla anti crisis es un modelo conceptual de un diseñador portugués llamado Pedro Gomes. La idea del diseñador está clara: descansar mientras ahorramos utilizando uno de los objetos cotidianos de la casa. Así podremos ir echando esas moneditas sueltas y, en caso de necesidad, usar la sierra que lleva incorporada (aquí podéis ver todo el proyecto).
 

2. Silla Thonet
Continuamos con una de las clásicas. Esta silla ha marcado un antes y un después en la historia del diseño de sillas. Es la primera silla de madera curvada,  diseñada por el carpintero Michael Thonet. Este modelo sigue siendo moderno pese a que hace ya más de 100 años que se inventó. Entre otras cosas, uno de los grandes avances que aportó fue que permitió extender su uso más allá de la gente privilegiada.

3. Strucchair
En este caso os presentamos una original forma,  o –mejor dicho- formas,  de sentarse.  La versatilidad de este modelo radica en que puede colocarse en diferentes tipos de superficies, incluso irregulares, ya que posee una estructura adaptable y todoterreno. Además está construido en un material que permite su uso (de hecho, lo recomiendan) en el exterior. Este asiento ha sido desarrollado por la diseñadora Dóra Medveczky, y en su portfolio podéis ver todas las aplicaciones de este innovador asiento.

4. Silla Cesca
Un clásico entre los clásicos. Esta silla, desarrollada por Marcel  Breuer, es una pieza básica y clave en el diseño industrial. Junto con  otros modelos de mobiliario (como la silla Cantilever, que veremos más a delante)  este  diseño forma parte de una serie de muebles clásicos de tubo de acero de los más conocidos y producidos a nivel mundial. Obviamente, el elemento más destacable de su composición es el uso del tubo de acero (el leitmotiv de esta serie) en combinación con el trenzado de mimbre.
 


 
5. Cut chair
La “silla cortada” ha sido diseñada por Peter Bristol. Este modelo presenta una sola pata intacta mientras que el resto han sido cortadas. Esto provoca la ilusión óptica de que está a punto de desmoronarse. Pero tranquilos, que os podríais sentar sin problema ya que presenta una gruesa placa de acero oculta bajo la alfombra. Esto le da equilibrio y permite que nos podamos sentar.

6. Silla Cantilever
¿Quién no ha visto alguna vez esta silla en cualquier oficina? Esta es la primera silla oscilante de la historia, un claro ejemplo de la originalidad del diseño del siglo pasado. Ha sido históricamente atribuida a Mart Stam (en 1927) gracias a sus investigaciones con tuberías de gas, aunque hay otros diseñadores (como Mies van der Rohe o Marcel Breuer) que desarrollaron modelos similares en la misma época. De esta manera se consiguió desarrollar la base sobre la que se asientan estas sillas: un voladizo que no reposa sobre cuatro patas.

 
7. Suitcase Chair
Este modelo de silla ha sido confeccionado con maletas clásicas. A partir de estas maletas en desuso, la diseñadora Katie Thomson, ha desarrollado toda una cómoda (al menos en apariencia) línea de mobiliario. Una estructura interna de acero da soporte al asiento y lo refuerza para aguantar el peso. En el caso de la imagen que mostramos han finalizado el diseño con un tapizado en lino blanco y patas de madera; un modelo muy vintage.

8. Silla Ant
Este diseño, del arquitecto y diseñador danés Arne Jacobsen, es un ejemplo de cómo economizar, eliminando una de las patas,  y ser original. Este modelo se presenta en una sola pieza que sirve de forma simultánea de asiento y respaldo, siendo la primera de este tipo moldeada sobre una sola pieza. Para mayor comodidad incluyen capas de algodón entre las capas de madera. El nombre (Ant) surge de la forma que adquiere la silla, simulando una hormiga. Resultó una idea tan innovadora y exitosa que a pesar de su precio, se produjeron varias series y no se han dejado de fabricar desde 1952.

9. Cactus Chair.

Este modelo diseñado por la compañía neoyorkina Cengiz Deger, busca la experimentación en el campo de los efectos visuales con el fin de otorgar al usuario una experiencia inigualable. Y con inigualable no queremos decir “placentera” pues trata de generar  una sensación de cierto malestar al introducir un cactus bajo la zona del asiento, esperando a nuestras posaderas. A pesar de ser conscientes de que el cactus no es una amenaza real, el proyecto consigue transmitirnos esta sensación de desasosiego. Originalidad no le falta, eso sí, esperamos que de verdad el cristal sea resistente, de lo contrario el sufrimiento será por partida doble.


 
 
10. Panton Chair
Este modelo, diseñado por el danés Verner Panton y elaborado en material sintético en una sola pieza, es considerada un clásico del diseño moderno, habiendo sido premiado en multitud de ocasiones. Su influencia en el arte es tal que uno de los primeros modelos, desarrollados en los años 60, forma parte de la exposición permanente del MoMA, el Museo de Arte Moderno de Nueva York.


Añadir un comentario:

Nombre: :

E-Mail:

Comentario: :

Enviar >>